miércoles, 26 de febrero de 2020

1.3 El agua

La existencia de agua en un territorio condiciona en gran medida los usos dominantes en cada zona y las posibilidades de evolución de los núcleos de población existentes. Diferenciaremos dos aspectos: la disponibilidad de recursos, y el grado de explotación actual y futuro.

A. DISPONIBILIDAD DE RECURSOS HIDRÁULICOS

La distribución de las aguas superficiales y subterráneas tiene un carácter supramunicipal, por lo que el estudio de las reservas y capacidad de renovación ha de referirse a trabajos sobre áreas más amplias del territorio.

AGUAS SUPERFICIALES: RÍOS
De los tres ríos presentes en el municipio, el Albaida es el más importante en cuanto a caudal y continuidad de régimen. El Cànyoles y el Barxeta son afluentes del Albaida siendo el primero de régimen continuo a partir de Canals por las aportaciones del río dels Sants, y el segundo de régimen discontinuo.

RÍO ALBAIDA
Penetra por el sur del término municipal entre la Serra Grossa y la Serra de la Solana, en un valle profundo y estrecho con alturas de hasta 20 m en sus caras laterales, de gran pendiente y en algunos casos, cortadas a pico. Posteriormente entra en la cubeta aluvial del Cànyoles, donde discurre por un cauce de anchura oscilante entre 80 y 150 m y profundidad de 8 a 15 m, hasta llegar a la Sierra de Enguera, donde bordea las últimas estribaciones para pasar a la Ribera Alta del Xúquer. Su trazado es curvilíneo debido a la presencia de numerosos accidentes geográficos que debe sortear (Cova Negra, Ambastida, el Puig, l’Alt de Requena, el Cabezo, etc.).

RÍO CÀNYOLES
Discurre por la cubeta aluvial de la comarca de la Costera, con un cauce de 50 a l00 m de anchura y de 5 a 15 m de profundidad respecto al fondo del valle, con un recorrido casi rectilíneo hasta su desembocadura en el río Albaida. Antes de su entrada en el término municipal tiene un régimen estacionario con escasas aportaciones. A su paso por Canals recibe los excedentes del río dels Sants y, sobre todo las aguas residuales urbanas, e industriales de Alcúdia y Canals, que le aseguran un caudal continuo a lo largo de todo el año.

RÍO BARXETA
De mucha menor importancia, tiene una aportación media de 6 hm³/año. Penetra por el este del término municipal y confluye con el Albaida entre el Alt de Requena y el Cabezo. Su régimen estacional imposibilita el uso de sus aguas, que son escasamente aprovechadas para el cultivo.

HIDROLOGÍA SUBTERRÁNEA
Las características físicas de las diferentes unidades hidrológicas son:

Unidad miocénica del Valle del Cànyoles
Está constituida por materiales sedimentarios cuaternarios y del Mioceno Superior, de carácter permeable, asentado sobre formaciones impermeables del Tap Burdigaliense, lo que caracteriza la unidad como una cubeta permeable de espesores comprendidos entre 10 y 96 m de profundidad.

El nivel freático se encuentra bastante superficial, dando lugar a descargas en forma de pequeños manantiales en el cauce del río y facilidad de apertura de pozos, especialmente en la zona junto a Canals, donde la cubeta presenta una depresión apropiada para la obtención de caudales medios de 2000 l/min en pozos de 20 a 30 m de profundidad.

Esta unidad ocupa el 40 % de la superficie municipal y es sensible a las contaminaciones por porosidad, dadas las características del material cuaternario sedimentado. Constituye una reserva importante de agua, estimada globalmente a nivel comarcal en unos 190 hm³.

Unidad miocénica de la Vall d’Albaida
Aunque su desarrollo se sitúa fuera de la comarca, incide parcialmente en el término municipal, constituyendo una zona con base impermeable de margas terciarias, con recubrimiento variable, según el cual se distinguen dos zonas:

La zona sur (Bixquert) tiene un recubrimiento de composición arcillosa de escaso espesor, con frecuentes afloraciones de margas, con un nivel freático superficial e irregular, que posibilita la apertura de pequeños pozos de escaso caudal para servicio auxiliar de viviendas. La circulación del agua es en gran medida de carácter superficial, con formación de barrancos amplios y profundos.

La zona norte participa de las características de la unidad del Cànyoles, con un espesor de material cuaternario más variable. El conjunto de la unidad ocupa aproximadamente el 35% de la superficie municipal.

Unidad cretácica de la Serra Grossa
Constituye la divisoria entre las cuencas del Albaida y el Cànyoles, con materiales con un alto grado de figuración, que permite la infiltración de agua a grandes profundidades (margas dolomíticas, alcarenitas, biomicritas,etc.), creando una gran reserva de agua cuya descarga más importante se produce en los manantiales de Bellús, del cual se abastece la ciudad de Xátiva.

Los pozos abiertos en esta unidad tienen caudales importantes a grandes profundidades. El tipo de recarga de penetración por fisuración la hace muy vulnerable a la contaminación a pesar de las grandes profundidades de almacenaje. Las reservas evaluadas a nivel comarcal son de 28 hm³, ocupando aproximadamente el 15% de la superficie municipal.

Unidad triásica de la Canal de Navarrés
Se sitúa en la zona norte del término municipal, a ambos lados del río Albaida. Está constituida por la afloración superficial de material impermeables (margas y yeso Keuper), por lo que el agua tiene una circulación puramente superficial con barrancos profundos y orografía accidentada (Teixonera, Carraixet...). Ocupa aproximadamente el 10% de la superficie municipal.

Finalmente señalar que el enclave del Realengo de la Plana se sitúa sobre la unidad cretácica del Macizo de Caroch, de similares características que la de la Serra Grossa, pero con unas reservas más importante, cuyos puntos de descarga principales son los manantiales de Anna, en la Canal de Navarrés y el del río dels Sants, en la Costera.

B. EXPLOTACIÓN DE RECURSOS HIDRÁULICOS

La existencia de infraestructuras complejas de regadío y abastecimiento de agua potable en el municipio es muy antigua, con una organización de elementos básicos que no ha variado apenas en los últimos siglos. Los cambios más importantes afectan a la apertura de nuevos pozos para el reforzamiento de los caudales existentes, y la creación de nuevas zonas de regadío. Estudiaremos por separado la red de acequias, los pozos y las fuentes naturales.

ACEQUIAS

Acequias del río dels Sants
Prácticamente la totalidad de las aguas del manantial dels Sants es utilizada para el riego mediante cinco acequias que se reparten el caudal. Originalmente se abastecían sólo de las aguas que afloraban naturalmente, con el inconveniente de la variación estacional del caudal total que generalmente resultaba deficitario en épocas secas, especialmente a partir de la apertura de pozos que bajaron el nivel freático general de la zona.

Casi la totalidad del agua suministrada es utilizada por las dos acequias que riegan tierras de Xàtiva (20 partes sobre 24). Las otras tres riegan en municipios al oeste y tienen un caudal mucho menor: Seterres (2 partes) riega en Alcúdia y Canals, Orts (1 parte) riega en Canals y Canyamars (1 parte) también en Canals.

Las otras dos son:
Acequia de Ranes: nace en Canals, deriva 9 partes del total y discurre por la margen izquierda del Cànyoles, con dos brazales principales (el de l’Alt y el de Baix) que riegan la zona occidental del municipio y parte de los términos de Canals, Cerdà, La Granja de la Costera y Vallés. El excedente vierte en la acequia de La Llosa.

Acequia de la Vila: nace también en Canals, deriva 11 partes del total y cruza el Cànyoles mediante un sifón que evita la mezcla de sus aguas, discurriendo posteriormente por la margen derecha del Cànyoles, huerta de Anahuir, Novetlè y riega la zona delimitada entre el río, la ciudad y la carretera del cementerio (La Vila) mediante los brazales principales de la Vila, Ters, Llidoner, Roncador y del Cego. El excedente vierte en las acequias de Meses y de Murta.

Acequias del río Cànyoles

Acequia de La Llosa: nace en un azud del río, junto a la partida de Sagres, que hasta hace poco recogía directamente el agua del río complementadas con varios manantiales pequeños en la margen izquierda.
Riega la zona de la margen izquierda del río entre éste y la Llosa de Ranes, mediante los brazales de les Dotze, les Cinc, Ters, Sorió, Surrac y de la Marca, hasta el Barranc de Carnicers, donde vierte el excedente y a través del cual vuelve al Cànyoles.

Acequia de Meses: nace en un azud situado bajo el puente de la carretera de Xàtiva a Cerdà, recogiendo un tercio del caudal de los pozos de la acequia de La Llosa que se mezcla con el agua del Cànyoles. Riega toda la zona de huerta delimitada por los dos ríos y la ciudad, contando con la aportación de los excedentes de las acequias de La Vila y Murta. Discurre inicialmente por la margen derecha pasando junto a la antigua Papelera de San Jorge y el Molí Tàrrega con los brazales del Pintor, Albelló Franc, Subirana, Dimecres, Dijous y Mas, que vierten sus excedentes en el río Albaida.

Acequia del Palmeral: es una pequeña acequia que nace en un azud situado poco antes de la confluencia de los ríos, regando la reducida zona del Palmeral del Carraixet entre el Alt de Requena y el río Albaida.

Acequias del río Albaida

Acequia de la Murta: nace en un azud en el río, frente a la Cova Negra, discurriendo totalmente revertida por la margen izquierda, desviándose junto a la carretera de Xàtiva a Gandia hasta las inmediaciones de la ciudad donde se ramifica con los brazales de Mezquita, Cremoda, Santa Ana, Camí Estret y Camí de València, regando la margen izquierda del río Albaida hasta las primeras elevaciones de Bixquert (Camí de la Casa Sumsi) y la zona sur de Meses. El agua es buena y sus excedentes vierten en la acequia de Meses y en el río Albaida.

Acequia del Puig: nace en un azud frente al núcleo de Alboi y discurre revertida por la margen derecha del río hasta el partidor Real de dónde arrancan los brazales de Arenals, Bru y Albelló que riegan la zona a los pies del Puig, vertiendo sus excedentes en la acequia de Benifurt. El brazal del Albelló da origen a los de Terrafort de d’Alt y Terrafort de Baix, que riegan la zona hasta el río Barxeta, donde vierten los excedentes (Brú, Terrafort, etc.).

Acequia de Benifurt: nace en un azud situado bajo el puente del ferrocarril Xàtiva-Alcoi con un recorrido paralelo al río por su margen derecha hasta llegar a la zona de Benifurt, donde se separa en los brazales de Circar, que vierte en la acequia de la Torre, y el de Levante que vierte en el barranco de Miralbó. Riega la huerta de Benifurt entre el río Albaida y el barranco de Miralbó.

Acequia de la Torre: nace en un azud situado frente al Puig, discurriendo por la margen izquierda, y zona del Caracol, dando la vuelta al núcleo de la Torre d’En Lloris. Riega la zona del Clot de la Torre para cruzar el río de Barxeta mediante un viaducto y regar las zonas de Casa Pintada y Casas de Mollà, junto al Cabezo.

Bibliografía:
Vetges Tú i Mediterrània: PGOU, 1982
Servicio Geográfico del Ejército: Mapas 794-795, [1960?]
Gran Enciclopedia de la Región Valenciana, 1973
Geografia de les comarques valencianes, 1996